Eventos: Carreras de caballos


El 2 de julio de 1916 se inauguró el Hipódromo de Lasarte en San Sebastián, en presencia de SS.MM. los Reyes de España, gracias a Georges Marquet, hombre visionario de la época, que percibió una gran oportunidad de inaugurar un nuevo hipódromo en plena I Guerra Mundial.

Fue tal el éxito de su iniciativa, que alrededor de cuatrocientos caballos, llegaron a Zubieta, junto con jockeys, entrenadores, propietarios y mozos, que hicieron de Lasarte el punto de reunión de las carreras de los propietarios galos. El día de la inauguración, el Gran Premio de San Sebastián, fue dotado con 100.000 francos franceses y con 26 participantes.

En  1918 terminó la Guerra, y prácticamente la totalidad de las cuadras foráneas regresaron a sus países de origen, dejando en una situación precaria al Hipódromo, pero los propietarios españoles reforzaron notablemente sus efectivos y siguieron celebrándose las carreras cada año en Lasarte, destacando en 1922 el Gran Premio de S.M. Don Alfonso XIII, que en su época llegó a ser la prueba mejor dotada de todo el mundo, con 500.000 pesetas.

En 1936, llegó la Guerra Civil Española, lo que provocó que se dejaran de celebrar las carreras y que el hipódromo se convirtiera en una pista de aterrizaje para los aviones españoles en la Guerra Civil, conservándose hoy en día, los hangares donde se guardaban dichos aviones. Finalizada la guerra, en 1939, volvieron las carreras a Lasarte.

La prueba más emblemática de la temporada de caballos en San Sebastián es la Copa de Oro de San Sebastián, cuya primera edición tuvo lugar en el año 1969.